La tendencia de construir proyectos pensando en la generación millennials.

La tendencia de construir proyectos pensando en la generación millennials.

¿Te interesa saber por qué construir proyectos pensando en la generación millennials?

Si tu respuesta es afirmativa: continúa leyendo, ¡este artículo es para ti!

Actualmente en Latinoamérica, el 30% de la población es millennials, según una proyección de la consultora Deloitte, se estima que para el año 2025 la población “millennials”; representará el 75% de la fuerza laboral del mundo. Ellos serán los propietarios, arrendatarios e inversionistas más relevantes en la industria inmobiliaria del mañana.

Es importante para la venta y promoción de proyectos inmobiliarios, tener en cuenta que el consumidor de hoy tiene otros hábitos de consumo, y está esperando más que un techo. Especializar más el proyecto de acuerdo al segmento nos lleva a vender de mejor manera.

Se le llama “millennials” a las personas que nacieron entre los años 1982 a 1995, es la generación del milenio o también conocida como “generación Y”.

Esta generación representa el 50% de los interesados en adquirir una propiedad en venta o en renta y que ahora son el principal target de diversos mercados, tomando en cuenta su comportamiento y preferencias, la proptech ha logrado identificar cuáles son sus necesidades.

La demanda por renta de propiedades en los millennials ha aumentado, mientras que la demanda de las propiedades en venta ha disminuido, esto no quiere decir que hayan descartado en su totalidad la compra, sino que ha sido aplazada.

Esto se debe a varios factores que mencionaremos a continuación:

– La renta de propiedad brinda mayor flexibilidad a la generación.

– Permite el ahorro para otras actividades como viajar, estudiar o vivir diferentes experiencias.

– Tienen menor urgencia por las inversiones a largo plazo.

– Existe más incertidumbre en la economía y estabilidad laboral.

– Rentar les da la oportunidad de tener un mayor rango de ahorro y la
posibilidad de compartir gastos.

Algunas de las características de los millennials:

Se comunican a través de mensajes de texto y correo, por lo que, si van a solicitar información de una propiedad, lo más seguro es que no lo hagan por llamada telefónica.

El internet es su mejor aliado, a través de este hacen las búsquedas de inmuebles en distintos dispositivos.

Saben qué quieren y cómo lo quieren, por esto, antes de tomar una decisión se informan muy bien.

La atención y el servicio debe ser ágil, no les gusta esperar y adicional corroboran toda la información con un propietario o con el asesor.

– Están atentos a toda la información publicada en las redes sociales.

Prefieren los procesos sencillos y rápidos, buscan que la documentación de un proceso inmobiliario se entregue en una sola ocasión para evitar múltiples encuentros.

En conclusión, se puede decir que la generación millennials es la que representa la mayor fuerza en la búsqueda inmobiliaria en la actualidad.

Las tendencias apuntan a un mercado inmobiliario más flexible, que responde a todos los requerimientos de los usuarios en un mismo lugar con diseños que van desde el uso compartido del espacio hasta viviendas que se basan en la solución de necesidades.

El 70% de los millennials deciden qué lugares visitar en función de que se les ofrezca cosas que postear en redes sociales. El diseño, el arte, algo nuevo o disruptivo, algo retro, pero “cool”, algo de moda, algo impactante, algo emocionante, algo especial o único, algo temporal, algo visualmente llamativo, algo que pueda compartirse.

Para los “millennials” existen soluciones enfocados en sus gustos y necesidades, uno de estos es el co-living.

El ‘coliving’, es un nuevo movimiento en el mundo inmobiliario, es una forma de vivienda donde los residentes buscan compartir un espacio a través de un conjunto de intereses y valores, con personas que no necesariamente son nuestros conocidos.

Hoy la economía colaborativa es como un estilo de vida. Este es un modelo de negocio, que se convierte en una oportunidad para todos como una opción rentable en el sector inmobiliario. Según un estudio de El Financiero, este modelo te ayuda a rentar una vivienda 72% más barato que lo que sería rentar bajo el esquema tradicional.

COMPARTIR AHORA

Volver a blog

Continuar leyendo

Interiorismo: El arte de transmitir experiencias sobre los espacios.

interiorismo y diseño

Interiorismo: El arte de transmitir experiencias sobre los espacios.

¡Un entorno habitable con estilo, pero con funcionalidad!

El interiorismo es ese intermedio entre la arquitectura y la decoración. Es el arte que permite materializar estilos, gustos y preferencias, en los espacios que habitamos, y cambiar por completo la sensación que percibimos al entrar en un espacio.

Existe una infinidad de combinaciones para crear una casa a nuestra medida, con estilo, pero con funcionalidad.

Hablamos con Estefanía Marín, arquitecta de M+Group sobre el proceso de diseño de interiores y reformas, algunas de las preguntas:

¿Cómo se transforma una idea de interior a la realidad?

“Las ideas se hacen realidad volviéndolas tangibles, evocando tranquilidad, concentración, paz, entretenimiento o el sentimiento que el cliente quiera experimentar a través de sus espacios interiores. Esta materialización se puede lograr con el uso correcto de los materiales, los colores, la proporción de los objetos en un espacio, entre otros factores”, comenta.

¿Cuáles son las etapas?

“El proceso inicia con la idea del cliente, esa es nuestra herramienta principal para conceptualizar la propuesta que más adelante le vamos a presentar, luego hacemos una producción de herramientas que nos sirvan para visualizar la propuesta, planos, renders, preselección de materiales, elementos de referencia y de más; una vez llegamos a este punto se hace la valoración económica y posterior a su aprobación hacemos un acompañamiento a la ejecución”.

¿Cómo se crea la unión entre lo visual y lo funcional para cada espacio?

 “Todo parte de una intención. Para tener éxito en la creación de un espacio, éste debe obedecer a la convergencia entre lo funcional y lo estético. Entonces dentro de lo estético, el interiorismo juega un papel muy importante en cuanto a la expresión de las ideas y el gusto del cliente o una función en específico. Mi papel en este caso en los procesos de M+Group, es saber interpretar y canalizar estos deseos, orientándolo a la función y a su viabilidad”.

Si quieres conocer más del proceso del área interiorismo y reformas de M+Group, enfocado en el usuario y con ejemplo real de uno de nuestros proyectos inmobiliarios, te invitamos a que entres a nuestro canal de Spotify, M+Lab:

Tendencias actuales para el sector inmobiliario: la crisis del Covid-19 no solo ha cambiado las formas de pensar, sino también los modos de vivir.

1. Se plantean nuevas oportunidades ante la perspectiva de lo que es un hogar.

Cada vez consideramos más diferenciar los espacios de ocio y disfrute, del trabajo en casa. Hoy prevalece la funcionalidad, con espacios que despierten los cinco sentidos, donde el ser y su bienestar es lo más importante.

VER PROYECTO CANTIERE

2. El diseño arquitectónico es una herramienta estratégica para configurar las nuevas viviendas, ya que se ajustará a las necesidades actuales.

El 2021 el año de la transformación digital, y en nuestro hogar no se queda atrás, se busca integrar la tecnología al hogar aplicada al bienestar. La domótica permite experiencias diferentes con el espacio, desde las conexiones inalámbricas y el internet de las cosas, permite que todo tipo de elementos del hogar puedan ser automatizados.

FEELING

3. Concepto abierto y espacios diáfanos.

Después de la pandemia, el área de entrada de una vivienda estará separada, por cuestiones de seguridad e higiene. Se busca crear espacios flexibles muy amplios, espacios en los ‘que todo ocurre’.

SATURNO · PRÓXIMAMENTE

4. Sostenibilidad

Tendremos menos objetos, los elegiremos de forma responsable y nos haremos más preguntas al comprarlos: ¿están hechos de materiales naturales?, ¿su producción daña el planeta?, apuntándole al desarrollo sostenible desde nuestras actividades diarias como en proyectos inmobiliarios. Las plantas en todas partes como tendencia de decoración que perdura en 2021, dan ese toque de frescura y aire.

VER PROYECTO OLIVE

5. Construir proyectos pensando en la generación millenials.

El 70% de los millennials deciden qué lugares visitar en función de que se les ofrezca cosas que postear en redes sociales. En M+Group siempre tenemos presente, el buen diseño, el arte, algo nuevo o disruptivo, algo retro, pero cool, algo de moda, algo impactante, algo emocionante, algo especial o único, algo visualmente llamativo, algo que pueda compartirse.

INDIE UNIVERSE

En este momento, más que nunca, es importante pensar en el cambio de las dinámicas sociales y en cómo la arquitectura deberá a responder a esto.

¡Espacios que más allá de ser habitados, cuenten historias!

COMPARTIR AHORA

Volver a blog

PROPTECH: DIGITALIZACIÓN DEL MERCADO INMOBILIARIO

PROPTECH:
Digitalización del mercado inmobiliario

¿Cómo la tecnología está cambiando el sector inmobiliario?

El siglo XXI ha tenido una serie de cambios para la humanidad y no es nada extraño que cada siglo, cada década, cada temporada, traiga consigo cambios, pues la humanidad está inmersa en los cambios. 

Como a muchos otros sectores, al sector inmobiliario también le ha tocado transformarse. En los últimos años, Colombia ha visto nacer proyectos innovadores basados en tecnologías que están marcando el futuro del sector inmobiliario y de la construcción.

El turismo en el mundo no ha sido ajeno a la crisis mundial del COVID-19, las cifras han disminuido globalmente. Sin embargo, los nuevos modelos de negocio de renta como Airbnb, se han visto menos afectados que los modelos tradicionales (hoteleros).

El año pasado, Colombia se vio especialmente afectado durante el periodo de cierre total de frontera para realizar viajes, entre abril y septiembre 2020, pero cuando el país abre nuevamente sus fronteras, las ocupaciones se incrementan logrando estar a un 60% de la capacidad que se traía en el año 2019, el sector se ha reinventado para hacerle frente a la crisis. (Tomado de página web: https://www.dane.gov.co/)

Para comenzar, las PropTech, también llamado ReTech. Son las innovaciones y la aplicación de nuevas tecnologías para el sector inmobiliario. PropTech es un acrónimo inglés de “property” y “technology”, es decir, la tecnología aplicada a la propiedad; éstas han tenido un crecimiento acelerado en servicios y cobertura; ofreciendo facilidad en el proceso de arriendo, compra y venta.

Desde el año 2000, comenzó el mercado Proptech, con “Idealista”, una compañía española que ofrece a través de Internet, servicios de portal inmobiliario para la venta y alquiler en España, Italia y Portugal y “Rightmove”, el portal inmobiliario y sitio web de propiedades en línea más grande del Reino Unido; seguido a esto, aparecieron las plataformas “Peer to Peer” (P2P) como “Airbnb” y “Homeaway” en 2008, pero estas son solo una parte del mercado PropTech.

Actualmente, las herramientas digitales han tomado gran relevancia, como las proptech, aplicaciones y plataformas de tecnología dirigidas al sector inmobiliario (alquileres de locales comerciales, compra, venta y alquiler de vivienda, recorridos virtuales), Ezpot, Yampi, Aptuno, Habi.co, La Haus y Properati, fueron elegidas por su crecimiento acelerado y ser foco para inversiones, en algunos casos.

Es necesaria la educación y la formación sobre las tecnologías que están transformando otras industrias como la financiera, farmacéutica, entre otras.

Según Andrés Leal, CEO, Fundador y Ex Director Ejecutivo de Colombia Proptech, nos cuenta cómo iniciar el viaje digital.

Consejos a tener en cuenta para comenzar una estrategia digital en Real Estate:

  1. Tener una estrategia tecnológica clara dentro de la compañía.
  2. Trabajar colaborativamente con las compañías de tecnología de la industria inmobiliaria y la construcción.
  3. Centrar todas las estrategias en el cliente/usuario, en el comprador de vivienda, en el de renta, en los inversionistas, etc.
  4. Tener objetivos a corto y largo plazo, que permita entender cuáles son esos resultados y dónde se deben hacer esos ajustes para replantear las acciones a tomar dentro de la estrategia.

Las nuevas iniciativas, prometen mejorar y hacer más competitivo al sector, con tecnologías, como inteligencia artificial, blockchain, big data, realidad virtual, entre otros.

El 97% de los inversionistas en el sector de bienes raíces considera que las PropTech tendrán un impacto significativo y el 16% de los fondos van a invertir en el desarrollo de estas, tal como lo revela *Proptech Latam en su informe de inversión inmobiliaria.

A través de los años, el mercado inmobiliario, ha sido uno de los más grandes del mundo y de los más atractivos para inversionistas, convirtiéndose ahora en una iniciativa atractiva para emprender, según Sebastián Noguera, cofundador de Habi.co.

Con información de proptech.es

COMPARTIR AHORA

Volver a blog

¿Por qué BIM?

¿Por qué BIM?

Por: Christian Salgado B

Consultor BIM / BIM Manager – M+Group

Frecuentemente llegan a nuestro despacho, solicitudes asociadas a la implementación BIM, y para quienes conocen nuestro trasegar en temas de diseño podrá ser algo extraño, pero la verdad es que, como empresa de diseño arquitectónico, M+Group desde hace un buen tiempo decidió implementar las buenas prácticas asociadas al uso de estas metodologías para sus proyectos, (por supuesto desde mucho antes de que existiera siquiera Revit).

En aquel entonces, se usaba Autodesk Architectural Desktop (que bien podríamos encajar en el modelo de BIM disgregado y relacionarlo como el “abuelo” o “tatarabuelo” del bien conocido Revit, y no por su funcionamiento o plataforma, que quede claro, sino por simplemente pertenecer a la familia del gigante del software para diseño Autodesk), como imaginaran, con el trascurrir de los años hemos acumulado importante conocimiento aplicado, que hoy nos permite ofrecer al gremio este tipo de servicios, y con ello contribuir a la evolución del  sector.

Durante todo este tiempo como consultor especializado en estos temas y más recientemente como colaborador en M+, ante la pregunta de los interesados en la implementación, siempre he respondido con otra pregunta: ¿para que BIM?, y hoy quisiera explorar la importancia y magnitud de este cuestionamiento que aplica a empresas y proyectos por igual.

Y es que BIM, se ha convertido en pocos años, en la panacea del sector de la construcción, un sector que según estudios serios como los llevados por la mundialmente conocida empresa de investigación Mckinsey, presenta o presentaba (hasta hace un par de años) importantes niveles de atraso tecnológico, comparado con otros de su rango como la manufactura, no es de extrañar que hoy, más de 45 años después de que el concepto BIM viera la luz pública (1974), gracias a CHARLES M. EASTMAN y su estudio GLIDE (Graphical Language for Interactive Design), todo el mundo hable de él, de sus beneficios (sobre todo

económicos), y su importancia y relevancia en el sector.

Este reciente “boom”, ha permitido todo tipo interpretaciones, desde las que asocian erróneamente la metodología, con programas de software o fabricantes de este, hasta las que la encasillan en un determinado estadio del desarrollo de un proyecto, como es el caso de la coordinación técnica, o su uso en temas de sostenibilidad (muy de moda por estos días).

A este escenario se suma la avalancha de siglas y de conocimiento que ha sido creado alrededor de la metodología (LOD, BEP, LOI, MET, API, IFC, EIR, entre muchas otras), y como supondrán es apenas comprensible que muchos involucrados en el sector malentiendan los conceptos, y se genere un caos que nos aleja cada vez más de la riqueza y beneficios que entrega la pureza y nitidez del concepto.

Ésta falta de claridad, está haciendo que con mayor frecuencia futuros usuarios de la metodología (empresarios, clientes, stakeholders del negocio) tomen decisiones herradas, confundiendo frecuentemente lo que creen que quieren con lo que necesitan.

Con frecuencia veo intereses centrados en el “cómo”, más que en el “qué”, y lo peor desde mi punto de vista, más en el “cuándo” que en el “porqué”.

Bien lo expresa Simón Sinek, con su concepto del circulo dorado, (que a mi ver tiene aplicación más allá del mundo del marketing), olvidamos con demasiada frecuencia el “porqué”, esa profunda y sencilla pregunta, cuya respuesta nos moviliza a la acción, y que implícitamente responde y direcciona las demás respuestas (cómo, cuándo, dónde) que no son menores pero que definitivamente, pueden determinar el fracaso según el orden que asignemos a su respuesta.

Respuestas comunes delatan la superficialidad con la que se trata el tema, algunos responden: “porque todos lo usan”, otros responden: “porque me gusta el 3D, ¡es como magia!”, otros más: “porque voy a horrar dinero”, (entre otras sin saber el esfuerzo logístico y organizacional para que esto se dé), y otros un poco más aterrizados, “porque quiero ser más eficiente”.

Sin embargo, y sin que necesariamente haya respuestas correctas o incorrectas, olvidamos una regla básica de la vida, y es que, a mayor resultado esperado, mayor será el esfuerzo que hay que hacer para lograrlo. Y es allí cuando se dan los procesos de implementación que, sin previo diagnóstico y análisis detallado, dan por sentado la compra inmediata de nuevos computadores, licencias de software de última generación y por supuesto contratación de usuarios elite, que puede que dominen la herramienta (operativamente), pero dominen muy poco la metodología (estratégicamente), para cada compañía o cada proyecto.

BIM es mucho más que tecnología, de hecho, un artículo que vio la luz hace algunos años, propone que BIM es 10% tecnología y 90% sociología, claro!, los computadores y licencias no se manejan solos, deben ser operados por seres humanos, que sienten y que tienen aptitudes y actitudes frente a la solución de problemas, frente al cambio, frente al manejo de la expectativa, la frustración y que además deben reforzar constantemente habilidades y competencias como la empatía y la resiliencia, (pero bueno eso será motivo de otro escrito), y eso sin mencionar siquiera una parte importantísima del trípode necesario que sustenta la metodología BIM, los procesos!, y me refiero no sólo a los que usa la metodología per se, sino a los internos de cada organización que la hace única y que entre  otras, son parte vital de lo que los especialistas llaman ADN y cultura organizacional.

Es por todo la anterior, estimado lector, que cada vez que usted o un conocido tenga la intención de si quiera pensar en hacer BIM (temporal o permanentemente), lo invito a que primero trate de solucionar a profundidad la gran pregunta: “¿por qué?”, “por qué lo quiere o lo necesita”, y cuando tenga la claridad necesaria, por favor asesórese correctamente, para que, en términos de uno de mis grandes referentes (Gartner Consulting), pueda afrontar con éxito y objetividad el pico de las expectativas y no lo consuma el abismo de la desilusión, en la búsqueda de la meseta de la iluminación, donde finalmente recibirá los esperados beneficios de la metodología BIM.

COMPARTIR AHORA

Volver a blog

Arte Habitable: El nuevo escenario

Arte Habitable:
El nuevo escenario

Estamos convencidos que la arquitectura cuando se mezcla con ideas, inspiración, trazos, volumen, textura, composición y orden, se traduce en: 

𝐀 𝐑 𝐓 𝐄 𝐇 𝐀 𝐁 𝐈 𝐓 𝐀 𝐁 𝐋 𝐄.

Es importante resaltar cada uno de los elementos que tiene un proceso de diseño arquitectónico y cómo ese conjunto, crea el escenario del Arte Habitable, desde la práctica flexible de la creatividad y el rigor de la técnica. 

“La Arquitectura es el arte del espacio. La plástica en términos artísticos, es la correcta construcción de sus elementos. Tanto el Arte como la Arquitectura, se enfocan en generar momentos sublimes al espectador o el habitante, haciendo únicas las obras que observan o se dan el placer de habitar”.

Todo proceso de diseño en la arquitectura se inicia con una idea, pero ¿A qué nos referimos cuando hablamos de ideas en la arquitectura?

Desde el momento cero del proyecto, la idea es la guía. “Es la inspiración, lo es todo en el proceso de diseño, es la luz que marca el horizonte en el desarrollo de un proyecto”. 

Hacemos interpretaciones a partir del conocimiento que dan lugar a conceptos creativos, desde la inspiración, que es la esencia del diseño, a veces, representado en metáforas de la vida o de la existencia propia de los seres vivos. “¡Es la interpretación de los sueños de un colectivo!”, es cuando exteriorizamos una idea, partiendo de algún referente similar.

A partir de esta, comenzamos haciendo trazos, que son los que orientan la funcionalidad y el valor estético del diseño, nos permite pasar del sueño a la materialización viva, funcional y real de la obra.

“Con trazos componemos bocetos con los que expresamos rápidamente nuestras ideas en el papel, un trazo puede ser el inicio de la materialización de un sueño. El trazo es un vector que marca una dirección de manera espontánea y natural”

La línea, es simplemente un vector sobre el cual se definen los ambientes, los muros y cerramientos de un diseño, además son un elemento esencial en la tarea de trazar el contorno y la forma de los objetos, pero no bastan para definir algunas características de la superficie y del volumen.

La arquitectura ve en el volumen, un fragmento de espacio contenido y definido por los planos de las paredes, suelo y techo.

“El volumen es el recorrido de un plano en movimiento que refleja fielmente el espacio”, es el resultado de la unión de varios puntos en el plano, es ese juego de líneas entre dimensiones que crean contenedores de vida.

La interacción de éstos nos permite comunicar una sensación intensa de luz, masa y espacio, y combinándolos con las líneas y tonos creamos la sensación y la apariencia táctil que denominamos textura.

“Textura en la arquitectura es ese efecto en las superficies, que genera una sensación y una conexión entre los espacios y las personas que lo habitan”. 

En este punto, es donde se combina la emocionalidad con la técnica. Le damos paso a la imaginación de los sentidos, el espacio se concibe desde el cuerpo y la mente. Aquí desarrollamos esas vivencias que deben partir desde una perspectiva espacial y memorable. 

“A partir del entorno, es donde se concibe el proyecto, donde nacen las diferentes ideas de diseño, de materiales, de formas, de detalles técnicos, ya sea para que se mimeticen en él o contrasten en este”.

Es fundamental entender el concepto del entorno para entender la obra en sí. La identificación del lugar debe ser un hecho colectivo, y de esta manera, los emplazamientos adquieren significados sociales, históricos, religiosos, culturales…

“El orden en la arquitectura lo es todo, porque precisamente la arquitectura se encarga de organizar los espacios y las ciudades de tal forma que sean funcionales y enaltezcan la condición humana”.

Es así como el arte es una forma de hacer vida en orden, se trata de un nivel de conciencia creativa cada vez más alto, cuanto más alto el orden, mayor la diversidad en el diseño.

Éste es el escenario del arte habitable… que conecta seres humanos con su entorno, es la práctica flexible de la creatividad y el rigor de la técnica.

¡Son las ciudades bien planeadas que
recomponen el equilibrio urbano!

COMPARTIR AHORA

Volver a blog

Entre tradición y renovación: las nuevas sociedades

Entre tradición y renovación: las nuevas sociedades

Como seres humanos poseemos varias capacidades; una de ellas es la adaptabilidad. A lo largo de la historia los brotes de enfermedades han obligado a la creación de nuevas innovaciones en el diseño urbano. Partiendo de este concepto, la gran pregunta es ¿realmente estamos entendiendo el problema al que nos enfrentamos? ¿Estamos observando y reflexionando adecuadamente?

Si les preguntara: ¿Qué es un arquitecto? Y ¿Cuál es nuestro papel en la sociedad? ¿Qué responderían?

En mi opinión, los arquitectos, más allá de la capacidad que poseemos de crear espacios, somos generadores de necesidades. Tenemos la habilidad para visualizar cosas que aún no existen, somos visionarios y solucionadores de problemas

Para entender el momento que vivimos, debemos enfocacar el problema. Es importante iniciar observando qué pasa con el comportamiento de las personas, no solo en su núcleo primario, sino su comportamiento en comunidad. Hay que escuchar lo que la ciudad nos dice y eso sin duda nos llevará a una gran reflexión acerca del problema y de cómo deberíamos responder a él.

En mí opinión, para responder al problema debemos empezar a dimensionar los posibles escenarios o fases que podemos llegar a atravesar.

PRIMERA FASE: la del entendimiento. Debemos dimensionar que hasta ahora las personas eran libres, podían ir al trabajo, hacer vida social y vivir en comunidad. Ser sociales está en nuestro ADN, somos una especie que necesita del otro.

SEGUNDA FASE: de transición. Volveremos a incorporarnos a una nueva dinámica social que nos traerá otros retos, otras necesidades. Con un enfoque que partirá de lo práctico. 

TERCERA FASE: de la vacuna. Entraremos en un tiempo de autogestión, retornaremos a una vida normal, que se acerque a lo que estábamos habituados. En esta fase tendremos que perder el miedo que trajo consigo el Covid-19 y, dónde todos como sociedad tendremos que olvidar y paulatinamente volver a nuestra esencia como seres humanos.

Esto nos demuestra que lo maravilloso de nuestra especie es que tenemos la capacidad de adaptarnos a diversas situaciones. Somos flexibles, imaginativos, recursivos, inteligentes. Todas estas características debemos incorporarlas a nuestros diseños arquitectónicos, y así humanizar más los espacios, entendiendo el ejercicio desde la necesidad puntual de la persona para dejar de hacer arquitectura estándar. Dar paso a una arquitectura adaptable que sea más coherente con nuestro ADN.

Seguramente, encontraremos muchas oficinas pero con menos ocupación. Espacios que van a mutar a ser más individuales. Zonas más verdes y de transición de un módulo a otro. Nuevas oportunidades que aportarán a la solución del problema. Debemos aprender a identificar puntos claves  para ir generando nuevamente la confianza en las personas.

Esta confianza si bien es un concepto subjetivo como la verdad o la seguridad, la debemos reforzar no solo con la aplicación de nuevas tecnologías, sino que debe partir de nuestra autogestión como personas. 

Necesitamos de las ciudades. Es nuestra mayor creación como especie. Es allí donde convivimos, nos realizamos como personas, hacemos trabajo colaborativo. Tal vez, volveremos con nuevos comportamientos, necesidades, y conceptos de ciudad. Tendremos que enfrentar los nuevos retos que plantean los diferentes escenarios y dinámicas evolutivas que va imponiendo el ritmo de la civilización.

Si hay algo que hemos aprendido a lo largo de la historia es que lo único realmente constante es el cambio. Han pasado ya 5.500 años desde que nuestra especie  diseñó la primera ciudad de la historia construida sobre territorio mesopotámico: “Uruk”. Allí surgió la primera gran arquitectura monumental, la primera planificación territorial y la escritura de la historia y la contabilidad.

El concepto de ciudad, de aquella época era muy diferente al de nuestros días. Uruk, no poseía calles, ni andenes, las casas estaban pegadas unas a otras, pared a pared y la única forma de entrar era por una abertura en el tejado. Dentro de ellas había un solo espacio que servía de dormitorio, sala y cocina a la vez, los espacios decorados probablemente con cabezas de bisontes y murales rupestres pintados de escarlata, daban los primeros pasos de lo que sería el primer diseño de interiores de la historia de la humanidad.

Los habitantes de Uruk, ni en sus sueños más oníricos hubieran podido vislumbrar ciudades como Dubái, Londres o Nueva York, así como es igualmente de difícil para nosotros imaginar lo que serán las tendencias arquitectónicas adoptadas de forma global para el año 3.020. Todo a su debido tiempo. La evolución en los conceptos de ciudad y la arquitectura, están siendo moldeados día tras día por nuestros temores, nuestros sueños, por nuestras necesidades evolutivas como especie, por la forma cómo afrontamos los retos y cómo los vamos superando, por nuestros deseos y nuestras añoranzas, nuestra esperanza y todas nuestras nociones de visión.

Todo servirá como insumo para que las próximas generaciones lo utilicen para dar forma a esas estructuras materiales impregnadas de ADN humano que hoy conocemos con el nombre de ciudad.

Todas estas características debemos incorporarlas a nuestros diseños arquitectónicos, y así humanizar más los espacios, entendiendo el ejercicio desde la necesidad puntual de la persona para dejar de hacer arquitectura estándar. Dar paso a una arquitectura adaptable que sea más coherente con nuestro ADN.

COMPARTIR AHORA

Volver a blog

Un acercamiento al blockchain inmobiliario

Un acercamiento al blockchain inmobiliario

El blockchain tiene como pariente a las criptomonedas. El primer indicio público de esta tecnología se da  en el 2008, cuando el dominio bitcoin.org fue registrado. Es allí donde nace el mito de Satoshi Nakamoto, lo que se convierte en un trampolín para dar paso al protocolo de encriptación en internet y  realizar transacciones mediante dinero digital.

Para iniciar nuestro acercamiento al blockchain, a esta palabra que muchos pronuncian y se hace cada vez más cotidiana, empezaremos con su definición. Lo más práctico es entenderlo como un diario. Allí consignas, escribes o guardas información de cualquier tipo. Lo valioso, es que el diario es inalterable, está en la red y es accesible. Esta es nuestra explicación más sencilla. 

Pero si buscas en internet, encontrarás definiciones en plataformas como NetU.com que lo describen así: “Se trata de una base de datos distribuida, formada por cadenas de bloques diseñadas para evitar su modificación usando un sistema de encriptación y enlazando la información con los demás bloques” Todas las personas involucradas, e inclusive terceros, mantendrán una copia del registro, es decir, de la cadena de bloques. En este punto salen a relucir los adjetivos transparente y seguro, allí la información no puede ser falsificada. 

Esta tecnología llegó para revolucionar muchos sectores; entre ellos el inmobiliario. Las empresas, con las nuevas tecnologías emergentes están reafirmando que  lo único constante y seguro que poseen es el cambio, un camino hacia la supervivencia.  Abrirse a la cadena de bloques para transformar el negocio y trasladar todos los aspectos de las transacciones a una plataforma digital, haciéndolos más rápidos; son algunas de las ventajas que trae para el sector. 

Mejorar los tiempos, reducir los costos. Disminuir en un alto porcentaje las posibilidades de fraude. Mantener un historial de todas las transacciones y operaciones realizadas en el proceso de compraventa. Generar contratos inteligentes. Todos son beneficios del blockchain en el sector. Una forma de revolucionar la inversión y la comercialización de bienes inmuebles. 

Para seguirlo haciendo sencillo, imagina que eres el propietario de un apartamento, lo vas a alquilar y puedes firmar digitalmente un contrato inteligente. Este incluye cláusulas e información como el valor mensual a pagar, los detalles del arrendatario y de la propiedad. ¿Suena más fácil el proceso? ¿Verdad?  Además según los términos acordados, el contrato inteligente podría iniciar automáticamente los pagos de arrendamiento.

Las posibilidades son muchas. Incluso el blockchain puede aplicarse a las obras.  Permite llevar un control estricto de la asignación de recursos en las obras, sabiendo cómo, dónde y en qué cantidades se están empleando los materiales, el dinero y los recursos humanos.  Un camino lleno de beneficios por descubrir, así es esta tecnología. 

Tal vez, al inicio, Satoshi Nakamoto no visionó hasta dónde llegaría esta invención ¿O tal vez sí? no lo podemos saber y tampoco preguntárselo. 

Para finalizar este acercamiento, concluiremos con el mito. Fue así que para octubre de 2008 salió a la luz un estudio que hablaba sobre un sistema de dinero electrónico peer-to-peer y sin intermediarios, estaba firmado por Satoshi Nakamoto. Su identidad real nunca ha sido confirmada. No se sabe si es una persona, una empresa o un grupo de intelectuales. 

Tiempo después, para el 2009, se inauguró la creación de la primera cadena de bloques de Bitcoin y días después la primera transacción en esta moneda. Había nacido el Bitcoin. La tecnología subyacente a esta criptomoneda era el blockchain, un trampolín hacia la fama mundial.

Con esto llegamos al final de nuestra historia, pero no antes sin dejarles una reflexión. 

Sabemos que hay dos formas de ver la vida. La primera es ver el vaso medio lleno y la segunda, es verlo medio vacío. Esto nos traduce que el futuro está plagado de ventajas, sí y solo sí poseemos la capacidad de ver los problemas como oportunidades. Desintermediación, contratos inteligentes, y blockchain en obra ¿Tú qué ves? Nosotros vemos un montón de posibilidades de evolución. 

COMPARTIR AHORA

Volver a blog

Beneficios de la sostenibilidad en las edificaciones

Beneficios de la sostenibilidad en las edificaciones

Aunque en este tiempo, y atravesando una pandemia como la actual, no deberíamos convencerte de las ventajas que trae la sostenibilidad para los seres humanos y el planeta, y en síntesis para nuestra supervivencia como especie, decidimos escribir este blog para ti. Corto, sencillo y contundente con la información que deseamos, te lleves en la mente. 

Estamos convencidos que la sostenibilidad es un gran negocio para el planeta, para mejorar la calidad de vida de las personas y, aún más, para seguir evolucionando el negocio inmobiliario. 

Desarrollador, arrendatario o comprador ¿en qué piensas cuando imaginas un edificio sostenible? 

Posiblemente, te remitas a pensar en la parte ambiental, en reciclar agua y ahorrar energía. Esto es correcto e importante, pero la sostenibilidad va más allá. 

Cualquier edificio, sin importar su uso, ni siquiera el presupuesto que tiene para ser construido, puede ser sostenible. Para lograr esto, se aplican estrategias basadas en tres pilares: el medioambiental, el social y el económico. Esta es la clave de la verdadera sostenibilidad. Los tres pilares deben concebirse como un todo para darle viabilidad al proyecto sostenible. 

Los proyectos sostenibles, no son nuevos, pero muchas veces nos olvidamos de ellos. Por esto decidimos contarte algunas cifras que demuestran el impulso que está teniendo este tema en el desarrollo inmobiliario. 

Según informó el reporte de Dodge Data & Analytics, el 47% de los desarrolladores inmobiliarios en el mundo, proyectan tener más del 60% de sus proyectos bajo premisas de sostenibilidad para el próximo año.

También, son muchos los beneficios comerciales al desarrollar esta clase de proyectos. Se incluyen un 8% de ahorro en los costos operativos en el primer año y un aumento en la valorización de los activos inmobiliarios del 7%, porcentajes que están, claramente, influenciando a todos aquellos que hacen edificios sostenibles, además de profundizar su compromiso con el medio ambiente.

No te quedes atrás y haz parte de la transformación sostenible.  Si aún no te convence, te dejamos en video lo que te prometimos en el título de este blog. 

COMPARTIR AHORA

Volver a blog

El multifamily: un modelo que busca conquistar a los jóvenes

El multifamily: un modelo que busca conquistar a los jóvenes

MULTIFAMILYun activo de inversión que cada vez está cobrando más fuerza a nivel mundial. La acogida de los proyectos inmobiliarios, muchas veces, se ve supeditada por el análisis del usuario y el entendimiento de su forma de vida.

Una de las principales claves para que un proyecto inmobiliario sea exitoso, es la buena segmentación del mercado ¿Todos los proyectos parecen iguales, ofrecen comodidades parecidas? ¿Ninguno se identifica con tu estilo de vida? La respuesta, tal vez, sea positiva.

Ajustar una idea de negocio, pasar de un mercadeo masivo, a uno de nicho. Hacer una perfilación tan aguda, del consumidor, que el proyecto inmobiliario atienda a “un segmento de mercado lo suficientemente pequeño como para gobernarlo absolutamente, pero lo suficientemente grande para que reciba el proyecto”, es a lo que se le debe apuntar y, así es como se expresa en el libro Innovación Inmobiliaria de Carlos Muñoz, de la reconocida empresa mexicana 4s.

Conocer la demanda residencial inmobiliaria y el tipo de consumidor, va más allá de definir sexo, rango de edad y estado civil. La segmentación nos permite incrementar la posibilidad de satisfacer las necesidades de los usuarios y de crear estrategias adecuadas, que favorezcan el aprovechamiento de los recursos y disminuyan los costos.

Para entender el Multifamily, una tendencia que se está tomando el mundo, debemos analizar el mercado y a sus usuarios.

El Multifamily responde a que en países como Colombia la vivienda para la renta se posiciona como un segmento en aumento. Según cifras del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) al estudiar el panorama por ciudades en América Latina, en Colombia se encuentra el porcentaje más alto de población que vive en arriendo: Cali con 36,5%, seguido de Medellín con 37,5% y, Bogotá con el 40,4%. Colombia se encuentra por encima de la media latina con un 18% por más que otros países.

Este modelo busca la comodidad y la calidad del servicio, pero ¿qué es el Multifamily? Un modelo de administración de edificios en el cual los apartamentos están destinados a la renta, casi siempre tienen un dueño único o un grupo de inversionistas. Su valor agregado reside en el ofrecimiento de una serie de servicios básicos extras; como la instalación de muebles o aparatos eléctricos o, el alquiler de otros elementos. Su promesa está inscrita sobre el famoso “todo incluido”, el inquilino paga un valor por esto y la generación de experiencias satisfactorias en el espacio. Podríamos resumir algunas características así:

  •  Un solo inversionista es dueño de un edificio.
  •  Unidades residenciales para la renta.
  •  Los edificios Multifamily, casi siempre, presentan ofertas de entre 100 y 200 unidades habitacionales.
  •   Una ventaja para los inversionistas es que elproducto es muy estable durante el ciclo inmobiliario.
  •  Se ofrecen una serie de servicios extras que hacen de la experiencia de vivir algo cómodo y satisfactorio.
  •  Estas viviendas son generalmente habitadas por parejas jóvenes o solteros.

El perfil de usuario de este tipo de proyectos, casi siempre, se ciñe a los jóvenes que buscan vivienda asequibleexperiencias nuevas, facilidad y cercanía entre su hogar y su trabajo. En países como Chile, México y Estados Unidos esta tendencia ya se consolida como una de las más fuertes mientras que, en Colombia la oferta aún es incipiente.

El reto y el llamado es para los desarrolladores inmobiliarios del país. Los proyectos Multifamily se convierten en una oportunidad para los jóvenes; un nicho poco atendido en Colombia. Es aquí donde radica la importancia de la buena segmentación de los usuarios, allí podremos encontrar grandes oportunidades de negocio. El reto se encamina hacia el conocimiento de las necesidades de los arrendatarios y el entendimiento de sus formas de vida.

COMPARTIR AHORA

Volver a blog

El concepto detrás de la obra

El concepto detrás de la obra

Fragmentos de memoria, trazos y líneas, obras de arquitectura que conforman la narrativa de ciudad.  La arquitectura aporta a la expresión construida de las sociedades, a través del arte y la técnica, de la modernización de la identidad de los espacios y del propio branding urbano. Pero ¿qué subyace a la obra terminada?

De la ciudad tradicional a las megaciudades insomnes. De lo subjetivo a la construcción del pensamiento propio y, finalmente, a la materialización de la idea

–       ¿A qué nos referimos cuando hablamos de concepto?

–       A ese eslabón que debe permear el proyecto desde el momento cero.

El concepto orienta la función y el valor estético.

El concepto es la esencia del diseño, a veces, respresentado en métaforas de la vida o de la existencia propia de los seres vivos.

Cada período histórico ha traido consigo lineamientos diferentes sobre el planteamiento de la arquitectura, sin embargo, el concepto del cual se desprende un proyecto permite entender al creador la evolución de las corrientes arquitectónicas y del diseño, además del cómo este debe responder a las diferentes dinámicas sociales, culturales, políticas y ecónomicas.

Algunos lo llaman una chispa de creatividad. Otros, un buen momento. Algunos cuántos, un destello de luz. De todos los anteriores, en algún momento, se llegará a necesitar pero algo es claro, no solo se trata de arquitectura y de técnica, sino de entendimiento y sensibilidad hacia la complejidad humana y sus dinámiacas, quien conceptualiza debe ser un gran lector y creador de realidades.

“…A la arquitectura se le ha asignado la tarea de reconciliar la técnica y el arte con el uso social de sus espacios, y la divisa firmitas, utilitas, venustas (solidez, utilidad, belleza) ha sido el resumen taquigráfico de ese propósito” (Fernández, 2008)

El proceso de conceptualización de la obra, en su estado primario, se nutre de información y analogías. Encontrar puntos claves desde el desarrollo de preguntas ayuda a esclarecer el proceso. Cuestionamientos como: ¿Cuál es la función que cumple el proyecto a desarrollar? ¿a qué actores permea y cómo? ¿Qué es? ¿Cómo transciende en el tiempo? ¿Qué significa para el autor y para la sociedad? Suelen ser muy utiles.

Traer analogías o distintas áreas de pensamiento, a la construcción del concepto, son una gran ayuda. Comunmente se pueden utilizar analogías referentes a la naturaleza; al estudio de formas orgánicas, vegetación o animales. También, se usan analogías con otros proyectos, que sirvan de referentes o de objetos comunes.

Para el desarrollo del concepto y su proceso se puede hacer uso de enfoques como los funcionales, los materiales o los contextuales del proyecto, que pueden ser explorados en su individualidad para reforzar nuestros planteamientos.

El concepto no es estático, puede evolucionar con el diseño. Lo debemos descomponer, bocetear, rayar y subrayar, estudiar sus precedentes y finalmente generar una solución de diseño que nos permita reflexionar sobre estos dos cuestionamientos  ¿Cuáles son las limitaciones? ¿Cuáles son las oportunidades de la obra a desarrollar?

Fernández-Galiano, L., «La arquitectura del nuevo siglo. Una vuelta al mundo en diez etapas», en Fronteras del conocimiento, Madrid, BBVA, 2008.

COMPARTIR AHORA

Volver a blog

I D I O M A